Se puede prever la adicción al juego de los adolescentes?

Se calcula que en el Estado español uno de cada tres menores ha accedido alguna vez a juegos de apuestas

Actualmente se habla mucho a los medios de comunicación del aumento de jugar los adolescentes y los jóvenes a las apuestas, principalmente las deportivas y los juegos de azar, tanto de forma on-line como presencial.
Desde que en 2011 se autorizó el juego on-line, los juegos de azar han crecido muchísimo, convirtiéndose en una actividad muy popular. El Gobierno prevé publicar oficialmente las medidas y recomendaciones facilitadas por la OCU, el Defensor del Pueblo y otras entidades y organismos expertos en este tema.
La adicción al juego se considera una droga tan potente como pueden ser el alcohol, el tabaco y las drogas, perjudicando la salud del que juega y también del suyo cercando familiar y social.
Los tipos de juegos más habituales son las apuestas deportivas (64,9%), los juegos de cartas apostando dinero (17,2%) y los videojuegos (15,9%).


El perfil de las persones adictas hace unos años era entre los 35-40 años, pero actualmente se avanzado a los 20-40 años. Con la facilidad de disponer de Internet y dispositivos móviles, los jóvenes y adolescentes pueden apostar fácilmente. Aunque está prohibido por menores de 18 años, se calcula que al Estado español uno de cada tres menores ha accedido alguna vez a juegos de apuestas.
Según la opinión de los expertos empezar pronto a jugar incrementa el riesgo de tener problemas más tarde de adicción al juego.


Los juegos de azar y los videojuegos son dos actividades de ocio con efectos negativos similares, como comportamientos de aislamiento social, irritación, bajo rendimiento escolar, conflictos interpersonales, pequeños robos para conseguir dinero para jugar, etc.

 


Se ha comparado si hay diferencias en el comportamiento de jugadores on-line y off-line y estas son similares, aunque los jugadores on-line tienen más riesgo para desarrollar problemas de síndrome de abstinencia o no comentar a sus familiares sobre su conducta de juego.


Algunos factores que influyen en el aumento de la adicción al juego son:

  • La difusión de la publicidad en los medios utilizando deportistas y famosos entre los jóvenes, en lugar de promocionar el uso saludable del deporte.
  • El difícil control por parte de los padres y madres de la utilización que hacen sus hijos e hijas de las nuevas tecnologías.
  • Las intervenciones preventivas de este problema considerado de salud pública se tienen que dirigir hacia:
  • Potenciar actividades de ocio saludable para evitar considerar los juegos de azar como actividades principales de entretenimiento y que no comportan ningún riesgo.
  • Regular la difusión y la publicidad para proteger a los menores y jóvenes y no potenciar estos tipos de juegos.
  • Hacer campañas de sensibilización y prevención de conductas aditivas, dirigidas a los adolescentes, familias, tutores y a la sociedad.


Més informació